Una propuesta de salida

El 5 de febrero el diario El Progreso me publicó este artículo que comparto con vosotros, Una propuesta de salida.

una-propuesta-de-salida-paco-aranda-el-progreso-05022017

Anotació | Posted on by | Deixa un comentari

En un mundo perfecto

Ya está aquí. En un mundo perfecto, mi segundo libro de escritos breves, después de merece la pena. Espero que os guste. En descarga gratuita. http://bit.ly/1daUNeF

Anotació | Posted on by | Deixa un comentari

Los primeros acordes

Aquí dejo el texto que presenté al concurso de relatos breves organizado por TMB para el Sant Jordi de 2013. No pasó la criba para finalistas. Espero que os guste.

Los primeros acordes.

Las llamadas a medianoche no son llamadas, son avisos. Son noticias que no llevan consigo nada bueno. Son sobresaltos nocturnos. Desvelos. Fuente de repentinos insomnios.
Javier recibió una llamada a las 7 de la mañana, mientras sostenía en su mano una taza de café humeante.
Ese café era parte de su rutina, adquirida a lo largo de los últimos 5 años que hacía que se había trasladado a un pequeño apartamento en las afueras de la capital. Por ese orgullo que nace en los hombres al rozar la cuarentena, Javier cuidaba sus hábitos de manera celosa. Se despertaba con los primeros rayos del Sol, corría una hora, se duchaba, se afeitaba concienzudamente, se vestía con unos de sus últimos trajes a medida adquiridos a un sastre local, y tras el zumo de naranja y el café, salía para iniciar su jornada laboral antes de las 8.
Hace 2 días, cuando Javier apuraba su café, su móvil sonó insistentemente. Sin mucha prisa, pensando que su asistente hacía méritos de buena mañana, Javier miró la pantalla. Su rostro cambió de semblante en décimas de segundo. Lo que tardó en ver los números +3493…en la pantalla y consultar su reloj, más por rutina que por necesidad. Cerca de las 8 en las afueras de Tokio, medianoche en Barcelona. Malas noticias de casa, en un amanecer en el país del Sol Naciente.
El anuncio de la repentina muerte de su padre cogió a Javier desprevenido. Sin margen siquiera para asimilar las palabras de su hermano Carlos.
– El pap ha mort. La cerimònia és d’aquí dos dies. T’esperem. Agafa el primer vol que puguis. Fes-ho pel papa. Fa temps que no us parlàveu però ell ho hagués volgut. Sí, la mama està molt afectada, l’ha trobat ella. No, encara no sabem res. Aquí és mitjanit, com pots imaginar. Sembla que ha estat fa una hora, la mama l’ha trobat al seu sofà. Saps? Sonava l’aparell de música, l’ O sole mio, la dels tres tenors.
Recordes??…
Hace dos días de la conversación. Javier apenas ha dormido desde entonces. Su barba ha crecido, a la par que sus ojeras. Deambula por Barcelona, después de asistir al entierro de su padre, donde ha podido, por fin, llorar por él, y pedirle perdón en silencio. Por alejarse de él. Por no dejarse aconsejar y dejar su carrera de exitoso concertista para retomar su experiencia empresarial. Por querer ir deprisa. Por no saborear una buena aria.
Sus pasos le llevan a una conocida pero ya casi olvidada estación de metro, cercana a su antigua vivienda. Camina hasta un pasillo largo, que recuerda de sus transbordos diarios entre la línea 3 y la 1. Verde y roja. Allí, cuando el día está cayendo, recuerda las veces que lo recorrió con un violín a cuestas. Y cómo alguna vez se paraba, y tocaba algo, sólo por el simple placer de ver las caras de los transeúntes. Allí donde también paró a escuchar a maestros anónimos.
Recorre el pasillo y paso a paso se acerca a quién a esa hora está tocando una pieza. Es un señor mayor. Posiblemente de la edad de su padre, sesenta y largos años. Barba algo desaliñada y unos dedos largos y finos. Javier le mira y escucha acabar los últimos acordes.
Acabada la pieza, Javier saca de su vieja funda el violín que esta mañana ha rescatado de su antigua casa, el que su padre le regaló a los 15 años. Se acerca y le pide una canción.
Juntos comienzan al unísono los primeros acordes de una canción conocida. Son también 3 tenores, 2 en el pasillo y uno allí arriba.
Suena O Sole Mío

Anotació | Posted on by | Etiquetat com a | Deixa un comentari

Un año contigo

Llegué hasta allí siguiendo un camino. De esos que transcurren paralelos a tantos otros, casi siempre desconocidos. Llegué hasta allí por un camino de permanentes subidas y bajadas. Con largas rectas, recodos y márgenes que se estrechan.

Llegué hasta ti casi sin saberlo, ajeno al cambio que suponías. Apenas preparado, y con ansias de saberlo todo. De aprender de lo desconocido.

Llegaste a mí, sin embargo, un día soleado. De calor, y medio sesteado.

Llegaste a mí, para cambiarlo todo y re escribirme contigo.

Un año hace, y un poco más cuando escribo estas líneas, que llegaste para cambiar mi manera de contar los días, las semanas y los meses.
Para ralentizar mis noches y alumbrar mis días.
Para hacernos, con tu sola presencia, no más felices, sino simplemente felices.

Un año contigo. Donde te he visto crecer, llorar, reír, sonreír, caminar, y expresarte. Estar, ser.

Te he visto caer y te he ayudado a levantarte. He cogido tus manos y te he alzado por encima de mí.

He compartido tus momentos, que también son los míos. Hemos caminado juntos, poquito a poco, para afianzar tus pasos en este, para ti, nuevo mundo.

Te he visto dormir y despertarte.
Te he visto cerrar los ojos y acurrucarte.

También en mis hombros y en mi pecho.

Te he visto jugar y te sigo viendo aprender. Ten por seguro que cada día aprendo también yo contigo.

Estos primeros pasos de tu vida están siendo también los primeros de una nueva etapa para mí. Para nosotros. Para todos.

Con la certeza de que ya nada es lo mismo. Porque es una nueva etapa que comienza contigo.

Como si pusiera el contador a cero aquél 23 de agosto.

Has sido y eres nuestro mejor regalo, nuestro bálsamo, nuestro pequeño trozo de cielo en la Tierra.

Eres aquello que escribiría en mi diccionario privado, al lado de la palabra “felicidad”. Porque ser feliz es lo menos que puedo ser a tu lado.

Has venido y te has quedado. Con nosotros. Conmigo.

Has venido para demostrar que la medida de la felicidad no es otra que un año contigo.

*Dedidaco a nuestra hija, Aitana. El mejor de nuestros regalos.

Anotació | Posted on by | Deixa un comentari

Imprescindibles. (Avance del libro, En un mundo perfecto)

Hace semanas, meses, que no escribo en este blog. Estoy acabando el segundo libro de relatos breves y reflexiones, después de Merece la pena. Hoy he decidido que colgaré un pequeño avance, en forma de uno de los textos que ya tengo acabados. Titulado Imprescindibles, y dedicado a todas aquellas personas que nos son imprescindibles. Aquí va.

Imprescindibles.
Es bonito pensar que, aunque sea por un tiempo, eres alguien especial para otra persona. Que eres imprescindible.

Es bonito pensar que cuando dos o más personas se encuentran, llega un momento en que, para considerarlas un conjunto, un todo, se necesitan a cada una de ellas. En el amor, en la amistad, en el afecto, en el camino a recorrer juntos.

Es bonito pensar que formamos un todo porque cada uno aporta algo imprescindible para el conjunto. Darnos cuenta de que no sabríamos ser si no es con el otro. Que hemos cambiado con su mera presencia, como si nuestra identidad ya fuera compartida, o compartimentada. Como los cajones de un gran armario.

Me es imprescindible escribir esto, porque si no, no sería un libro completo. Porque conozco personas imprescindibles.

Me es imprescindible saber de ellas, sentirlas, pensarlas, tocarlas. Me es imprescindible notar su presencia en mi vida.

En mi mundo ideal me gustaría ser imprescindible para ti.

Pero en mi petición puede que haya más de deseo. O de anhelo.
O una parte de mi incerteza innata. O vulnerabilidad.
Y de mi duda permanente.
Porque siempre existe el temor de estar más seguros de lo que sentimos que de lo que creemos que otros sienten.

Y porque para mí, tú, eres imprescindible.

Anotació | Posted on by | 1 comentari

Darse a la escritura

Aquí estoy de nuevo.
En diciembre de 2011 publiqué, en autoedición, mi primer libro, “Merece la Pena”, que podéis encontrar aquí http://www.bubok.es/libros/209312/Merece-la-pena.

En estos dos meses que han pasado desde entonces, he podido reflexionar sobre el hecho en sí de la publicación, sobre la alegría que da que casi 100 personas se lo hayan descargado o tenga 35 ventas. Nunca imaginé que sería así. Me alegra. Y me da un impulso para decidirme a escribir otro pequeño texto.

Este libro que empiezo a escribir hoy no lo encontrareis avanzado en forma de pequeñas reflexiones en este blog. No olvidaré mi compromiso con los que entráis por aquí, y seguiré publicando pequeñas reflexiones. Pero quiero escribir este libro nuevo en mi pequeña libreta. Hacerlo en letra pequeña, con mi inseparable bolígrafo negro. Quiero escribir, tachar, repasar, añadir, pasar las hojas, releer, paladear, detenerme en la escritura.

Me gustaría tenerlo acabado para finales de año, como el anterior, mi pequeño autoregalo. Aun estoy pensando en cómo enfocar lo que quiero decir, aunque tengo algunas ideas. Ideas que hablan de sensaciones, de lo que sentimos, de lo que nos hace felices, o simplemente de lo que nos hace ser.  La cotidianidad que nos rodea y con la que convivimos. Seguir con las pequeñas cosas, que nos hacen ser mejores.

Y empiezo hoy porque ayer asistí a la presentación del nuevo libro de la persona que inspira este estilo de escritura, el exministro y profesor Ángel Gabilondo. Ayer pude escucharle, en conversación con su hermano Iñaki, cómo transmitía al auditorio su pasión por la lectura.  Presentaba su nuevo libro, “Darse a la lectura”.

Pude también entregarle un ejemplar del libro que accedió a prologar. El encuentro me permitió agradecerle personalmente su colaboración, y allí, en una breve conversación decidí que hoy empezaría a escribir.

Del “Darse a la lectura” al darse a la escritura.

Así que a ello me pongo.

Publicat dins de Reflexions | Etiquetat com a , , , , | 2 comentaris

Merece la pena. El libro.

 

“Merece la pena”, amb pròleg de l’ex ministre Ángel Gabilondo, és el meu primer llibre. I és un llibre atípic.

Es un libro autoeditado.

Es un libro en castellano y en catalán. Escrito según salían las palabras y sin traducir. És un llibre amb una part de mi. De les meves llengües. És un llibre de moments. De moments breus d’inspiració. Un libro de pequeñas historias y de micro relatos. No és un llibre amb una història. És un llibre amb moltes històries. Moltes petites històries. No és un llibre nou.

És el recull d’històries que he anat escrivint a aquest bloc, actualitzades i revisades. Partint dels textos ja publicats he volgut fer una edició especial, amb modificacions afegides i incorporant nous textos inèdits, exclusius per a aquest projecte.

Pero es también tu libro, desde el momento en que lo abres. Un lugar para que recuerdes, para que encuentres vivencias similares. Hay en cada lector un relato diferente, y cada relato cobra vida de manera autónoma en cada lector.

Este libro cobra vida también en ti, lector, haciendo de cada relato una pequeña dosis de tu propia experiencia.

Disfrútalo.

Puedes descargarlo de forma gratuita en pdf/ebook o comprarlo por 10 euros más gastos de envío, en el siguiente enlace.

http://www.bubok.es/libros/209312/Merece-la-pena

Licencia Creative Commons
Merece la pena por Paco Aranda Vargas se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.
Basada en una obra en www.bubok.es.

Se permite la difusión y la reproducción, citando la fuente, siempre sin fines comerciales. Muchas gracias.

 

 

Anotació | Posted on by | Deixa un comentari